Cocodrilo Don Drilo y el Dragón Trintón disfrutaban todos los días de un baño de aguas calientes . 

-¡Vamos a Aguas Claras!- gritaban todas las mañanas a la madrugada. 

Vamos

“Aguas Claras” le llamaban al pozo que se formaba entre tres piedras grandes sembradas debajo de la cascada.  El agua caía y se contenía formando una hermosa piscina de agua transparente.

aguas claras

Un día mientras se bañaban, el Ogro gruñón y grande se acercó. “Gra, gre, gri, groooo”, gritaba mientras movía sus brazos y salpicaba. “Gra, gre, gri, groooo, yo soy Grandón, el Gran Ogro Gruñón” gritaba para que todos lo escucharan. 

gra,gre,gri

Tomó una piedra y abrió de un golpe en el suelo del pozo una grieta, que más parecía un cráter, por donde toda el agua del gran pozo se esfumó como por un drenaje.  

Ogro Bravo

Cocodrilo Don Drilo y Dragón Trintón no sintieron miedo, se sintieron tristes al descubrir que toda esta gritería, algarabía y gruñir sin parar del Ogro, no eran porque fuera malo o estuviera muy bravo, sino porque quería llamar la atención de todos. “Seguramente se siente muy solo”, pensaron.

tristes

Lo perdonaron por el desastre y lo invitaron a Aguas Claras. Le prestaron una toalla. 

Ogro en agua

Pensaron juntos sobre cómo cubrir el cráter del pozo. Trajeron muchos ladrillos y los metieron apretados dentro de la grieta. El agua de la cascada volvió a acumularse.

ladrillos en cráter

Todos disfrutaron de las aguas transparentes de “Aguas Claras” recostados sobre las piedras sembradas.  

los tres

   

Autor e Ilustrador: Ana María Lora Torres

LUDIKCENTER

Video: Canal de Youtube: Ana te acompaña en casa. Cuento Infantil: Cocodrilo Don Drilo y el Ogro Gruñón

Reflexión: Un mal comportamiento es, muchas veces, la manifestación de un sentimiento profundo de tristeza, de miedo. Fíjate cómo el Ogro se comportaba mal porque se sentía triste, rechazado.   

Cuando tu hijo se comporte como el Ogro Gruñón, ayúdale a encontrar el sentimiento que subyace ese mal comportamiento.  No aceptes su mal comportamiento, corrígelo para que no se comporte como el Ogro Gruñón. Pero también reflexiona y explora con tu hijo sobre lo que siente, sobre cuál fue el sentimiento que lo llevó a actuar de esa manera. 

Te ayudarán las siguientes frases: “Entiendo que te sientes triste pero no acepto este comportamiento”. “Pudes decirme lo que sientes y yo te escucho, pero no escucharé cuando lanzas cosas” “Ese comportamiento tiene un sentimiento profundo, ayúdame a entender lo que te duele, no te gusta o te molesta, luego encontraremos juntos una solución”.

_______________________

Actividad para estimular lenguaje: este cuento esta cargado de palabras que contienen fonemas trabados, es decir: Br, Gr, Dr, Tr.  Juega con tu hijo a repetir estas palabras, juega a repetir las oraciones completas. Muéstrale cómo se escriben.  

 

 

Psicóloga - Maestría en Neurociencias- Directora de Ludik