Un Mundo de Sensaciones: El Tacto

tacto

Inhibimos, Filtramos y Nos Enfocamos en lo que queremos sentir

Tu y yo no sentimos la ropa puesta, tampoco el pelo, no nos damos cuenta del aire en la cara y tampoco de los zapatos porque estamos acostumbrados a las sensaciones corporales y del exterior, tenemos la capacidad para inhibir y enfocarnos en la sensación que queremos…

El día en que nos duele un dedo porque nos hemos quemado, se vuelve insoportable la sensación constante y no logramos dejar de sentirlo, no podemos controlarlo.

dedo quemado

¿Que pasaría si esta fuera la sensación constante e insoportable con todas las sensaciones…? la media apretando, la tela del pantalón rozando, la marquilla de la camisa rasguñando… esto sería incómodo, insoportable.  Estaríamos de mal genio e irritables todo el día. 

nino hiper

¿Y si por el contrario no sintiéramos nada? Necesitaríamos buscar constantes formas de sentir, para ¡sentirnos Vivos!

nino hiper

 

Imagínate este Mundo de abrumadas sensaciones o por el contrario de escasez de ellas en un cuerpo pequeño e inmaduro, el de un niño. 

Siente mucho así que Rechaza.  Hipersensible y con Defensividad táctil.

Un niño con hipersensibilidad táctil todo lo siente mucho, todo es mucho más agudo que para los demás. Un abrazo puede ser todo un apretujón doloroso. Un roce del compañero puede convertirse en un acto violento hacia él. Una mirada directa puede transformarse en un millón de agujas pequeñas. El roce sobre la piel en un arañón.  ¿Qué hará? Sin saber lo que le pasa, seguramente rechazará, se alejará, se aislará, se defenderá con puños y se mostrará irritable constantemente.  En un paseo es quién no se quita los zapatos para sentir la arena, ni el barro ni el pasto. En el colegio es quién se aísla y probablemente permanece en la biblioteca durante el recreo.

reactivo

Siente poco, así que Busca. Hiposensible y Buscador Sensorial

Un niño con hiposensibilidad táctil todo lo siente poco así que necesita buscar, quiere sensaciones constantes las que busca con el tacto, con las manos, con el cuerpo.  Toca objetos a su alrededor incluyendo a las personas lo que en ocasiones puede verse como una “Invasión” a las pertenencias o al espacio del otro. Busca constantes sensaciones corporales y extremas para sentir… Espicha y abraza constantemente y sin medir, toca todo a su alrededor, empuja.  En un paseo en donde todos evitan el barro el se lo unta por todo el cuerpo; en la playa le encanta la sensación de la arena, de la sal, del agua. En el recreo puede ser quien empuje, toque, se ensucie y luego no se lave.

sucio

Todas las personas tenemos un perfil sensorial particular

Piensa en ti, en lo que te guste y en lo que te desagrada… te darás cuenta de que eres muy diferente de otros. Tal vez no te gusta que te abracen suavecito, necesitas todo un espichón para sentirte cómodo o por el contrario te desagradan los abrazos y el contacto físico. Tal vez cuando estas en el mar, no disfrutas mucho la sensación de la arena por todo el cuerpo mientras que a otros les fascina untarse “de todo” hasta la cabeza. Tal vez buscas tener algo en las manos para manipular siempre…

variedad

Tips para Ayudar a tu Chiquito

Los Masajes Cada Noche

Debes conseguir diferentes objetos que tengan texturas variadas, por ejemplo: ropa con diferentes telas, de satín, de algodón, de toalla. También puede ser útil un peluche, una piedra lisa, un cepillo suave y uno menos suave. Inclúyele las cremas y aceites.

texturas

Las texturas ásperas ayudan a los niños con nivel de alerta bajo, ¡a activarse, estar más alerta!

Mientras que las texturas suaves y cremosas ayudan a calmar a los niños súper activos.

El masaje se da de arriba hacia abajo, siempre manteniendo un mismo sentido. Muy cariñoso y con alta dosis de Amor y de Respeto.  

Para que esté mas atento permítele tocar algo…

Irónicamente, como padres insistimos a nuestros hijos que mientras estudien o hagan la tarea o tomen la clase “deben estar en lo que están”, “no pueden tocar nada”. Resulta que cuando un niño es Buscador Sensorial, el permitirle tocar le ayuda a concentrarse mejor y estar más conectado. Tocar no es lo mismo que jugar, tocar es tener la posibilidad de recibir el estímulo sensorial que requiere, por ejemplo: mientras estudia poder tener entre sus manos una pelota pequeña de textura para sentir. 

tocando

Los abrazos y los juegos de espichar

Los abrazos del oso apretaditos, así como los juegos de espichar: “Juguemos al sanduche, juguemos a el perro caliente” son muy útiles para los niños con hipersensibilidad. Cuando hablo de espichar, presionar y apretar es usando una fuerza medida, que sea agradable y nunca haga daño.  Cuando le quieras dar un gesto de amor nunca uses un roce suave, no le gustará.  Siempre has una caricia con presión y mirándolo de frente.

abrazo oso

Lo más importante, el respeto

Todo esto del contacto, de los masajes, de los abrazos y de las caricias siempre debe ir acompañado y anticipado por el permiso… “¿Te puedo abrazar?”, “¿Quieres un masaje?”, “¿Jugamos al sanduche?”.

Respeto a la Diferencia

Es lo que siempre nos dicen y decimos, pero en realidad lo entendemos cuando comprendemos este perfil sensorial característico de cada niño. La diferencia en realidad la respetamos cuando somos conscientes de que lo que a mi me gusta a él le puede desagradar o viceversa. Entonces si lo comprendo no debo juzgarlo, criticarlo, ni mucho menos obligarlo. Debo entenderlo y enseñarle a él a conocerse desde su diferencia.

corazon

 

Autor: Ana María Lora Torres- Psicóloga Ludikcenter

:::::::::::::::::::::::::::::::

Si después de leer este artículo aún necesitas alguien que te enseñe a comprender lo que le sucede a tu hijo y te explique cómo ayudarle a estar más tranquilo o alerta, te podemos orientar. Siempre es importante iniciar por una valoración del Procesamiento Sensorial del niño (Terapia Ocupacional) para luego poder construir un plan de apoyo a la medida de tu hijo y enseñándote a ti estrategias para casa.

 

www.ludikcenter.com

Síguenos en Redes como Ludikcenter. En Youtube: Ana Te Acompaña en Casa

3165292473-2741162 (Bogotá-Colombia)  

 

 

Psicóloga - Maestría en Neurociencias- Directora de Ludik